•                 Así actúa Dios con nosotros. Solemos pedirle migajas de bendiciones, cuando en realidad él está planeando darnos mucho, muchísimo más. Nos dio la vida cuando nacimos, nos dio a Cristo para salvarnos, y ahora está haciendo los preparativos para llevarnos a su reino.